Viajes

Qué ver en Bragança: una de las ciudades medievales mejor preservadas de Portugal

Pin
Send
Share
Send


Cuando contemplé el centro histórico de Bragança desde el balcón de la Pousada São Bartolomeu por primera vez tuve una extraña sensación. Me froté los ojos y volví a mirar. Al mirar por segunda vez me aseguré de que no andaba equivocado. Frente a mí se extendía una pequeña ciudad medieval cincelada con el capricho en mente de alguien nacido en el siglo XXI.

Vistas a la ciudadela de Bragança desde la Pousada São Bartolomeu

La torre del castillo correctamente situada en medio del escenario. Las casitas apostadas a su alrededor. Las murallas delimitando un óvalo sin fisuras sobre un pequeño promontorio rodeado de verde y la torre de la iglesia con su altura y blanco impoluto protegiendo la ciudad de malos presagios.

Al acercarme al centro histórico pude observar de primera mano que no se trataba de un escenario ni una reconstrucción moderna sino de una de las ciudades medievales mejor conservadas que podemos ver en la península

Bragança se encuentra en el noreste de Portugal, mecida entre las montañas del Parque Natural de Montesinho y a escasos kilómetros de la frontera española con Zamora.

Bragança ofrece una visita equilibrada entre pasado y presente que podemos hacer entre un día o dos. Su legado medieval y arquitectura barroca aporta esa dosis cultural que sintoniza perfectamente con un centro vivo animado por sus estudiantes y un buen número de museos modernos.

Si a todo esto lo regamos con el buen vino de la región y una gastronomía abundante y rica tenemos un mezcla perfecta para disfrutar de un buen fin de semana.

Pin
Send
Share
Send